30 años

Martes, 19 de enero de 2021

¿Es buena la nostalgia? Ni buena, ni mala, supongo que es inevitable. Y, como dice Berto, ahora que el presente no tiene nada bueno que darnos, quizás sea hasta curativa.

El caso es que parece que todos los astros se han ido alineando, para que los treinta años de EL TERRAT, puedan ser celebrados como mejor nos gusta: trabajando. La dichosa Filomena nos impidió viajar a Madrid para realizar LATE MOTIV como de costumbre. Lejos de conformarnos (ya nos van conociendo) optamos por usar los estudios de Sant Just Desvern donde trabajamos durante diez años. En tan solo veinticuatro horas, el equipazo que tengo el gusto de dirigir, montó un programa que definí como «reducción de la televisión». Un plató vacío, cuatro cámaras, muchas ganas, mi amigo Berto (gracias Marta) y algunas piezas de atrezzo históricas que encontramos en nuestro almacén cercano. No hacía falta más.

Charlamos informalmente entre nosotros y con amigos recordamos y nos volvimos a reír y Litus se marcó un póquer de actuaciones musicales que confirmaron (otra vez) su enorme talento. La primera noche celebramos los cinco años de Late Motiv así que el calendario seguía mandándonos señales. Puedo hablar en nombre de muchos si digo que disfrutamos mucho.

Pero es que, en otro punto de la ciudad, mis compañeros actores y actrices estaban a punto de estrenar el montaje «L’èxit de la temporada» que tras mil y un contratiempos y, a pesar de ellos, ha llegado por fin a los escenarios. En primavera llegará a Madrid. ¡¡¡Estrenaron por fin!!! Ver a Oriol Grau, Fermí Fernández con los que empecé en la radio en los noventa, me removía por dentro. Me removía para bien, claro. Sílvia se lesionó en las previas pero ni eso empañó la ilusión de poder decir alto y claro que seguimos aquí. Gracias a toda la compañía, gracias por vuestra perseverancia.

Ni pandemias, ni borrascas, ni lesiones, ni nada. Seguimos con ganas, haciendo comedia, viviendo comedia. Tele, radio, teatro, series o lo que sea. Pase lo que pase y mira que pasan cosas. Muchas más de las que nuestras cabezas pueden absorver. La vida ha querido que celebremos treinta años de viaje, ahora que el mar está revuelto y el cielo amenaza tormenta. «Bueno, vale, de acuerdo», como dice la Niña. Estamos juntos, nos sentimos queridos y lo que hacemos parece que tiene sentido. Seguimos.

(Gracias a todos los equipos de EL TERRAT que están activos en todos los frentes. Me he referido a lo vivido en primera persona pero soy consciente y agradezco enormamente a todos mis compañeros y compañeras. Gracias por adaptarse a todas las circunstancias y hacerlo siempre con buena cara, con buen ánimo y respetando al oficio)

LATE MOTIV FILOMENA
LATE MOTIV FILOMENA

Reír(Se)

Miércoles, 17 de mayo de 2017

Todo el mundo coincide en lo importante que es saber reírse de uno mismo. Pero, llegado el caso ¿cuántos lo harían de verdad? Yo creo que pocos. Hay que estar ahí, en un momento jodido y pensar: «vale, le quito hierro, me río un poco de mi mismo y tiro para adelante».
Hacer eso es un signo inequívoco de inteligencia y Manel Navarro lo hizo. Tras el descalabro eurovisivo, reconoció su culpa, habló y se rió de su gallo y, por consiguiente, lo ho neutralizado todo. Lo está pasando mal pero le durará menos. Estuvo en «Late Motiv» con esa actitud y encima cantó bien. Quisimos reírnos con él y luego permitirle que se expresara como artista. Como el músico que es de veintiún años. Lo queríamos todo y nos lo dio. Solo podemos estar agradecidos y desearle suerte para el futuro. Reír no solo es la única salida. Es la mejor. No afluixis nen.

?late Motiv'

El placer de sentirte bien acompañado

Miércoles, 17 de febrero de 2016

Eso es lo que busca todo presentador de este tipo de programas: sentirse bien acompañado. Estar con alguien que casi «se entreviste solo». Alguien con encanto, con cosas que contar, que transmita amor por lo suyo y que sea una persona simpática, con luz. Todo eso sentí la noche en la que vino Martirio. Y encima cantó y encajó el «homenaje» de la Niña. Muchas gracias.

Ver más